Kaguya-sama: opinión anime

Reseña de Kaguya-sama: Love is War

La primera vez que oí hablar de Kaguya-sama: Love is War arrugué la nariz. Tal vez sean cosas de la edad, pero la idea de una comedia romántica de instituto, en la que el chico y la chica no son capaces de confesar su amor, me seducía más bien poco. Sin embargo, qué equivocado estaba. Kaguya-sama es, de forma no irónica, de los mejores animes de la Temporada de Invierno 2019. Y si aún no has visto ningún capítulo, ya estás tardando.



Kaguya-sama: un anime precioso

Debo decir que, aunque sabía que Kaguya-sama se basa en un manga homónimo escrito y dibujado por Aka Akasaka (y disponible en español gracia a la editorial Ivrea), esta era la única referencia que tenía de la serie. Por lo demás, iba completamente a ciegas.

Lo primero que me llamó la atención fue el opening. Semejante festival de colores y planos locos (que visualmente recuerdan al comienzo de la película de James Bond Casino Royale), me atrajo desde el primer momento. Pero esta creatividad artística de los animadores no se reduce a un opening bonito.

 

Desde los planos estáticos, pasando por los movimientos de cámara, o la fluidez de los personajes al moverse, todo en Kaguya-sama se ve cuidado y, sobre todo, hermoso. Este anime exuda belleza por los cuatro costados, y de un tipo que ya había visto antes.

Referencia a James Bond en Kaguya-sama: Love is War
¿Recuerdas lo que he dicho sobre James Bond? Esta imagen es de uno de los primeros capítulos. #Referencias

Más tarde, descubrí que el director de la serie es Shinichi Omata, conocido por trabajar con estudio Shaft (los mismos que adaptaron Monogatari, y mi estudio de animación favorito) en series como Arakawa Under the Bridge, Denpa Onna to Seishun Otoko, o Puella Magi Madoka Magica. Lo que explica que mi sentido arácnido se activase al ver este anime.



Kaguya-sama: un anime para partirse de risa

Pero Kaguya-sama es mucho más que dibujos bonitos. Si este anime me parece tan grande es por su sentido del humor, que te sacará una carcajada en numerosas ocasiones, y cuando menos te lo esperes.

Chika hace una broma tonta y yo le río la gracia. Kaguya-sama.
«El pájaro pajarete», dirigida por Quentin Tarantino (2019). Protagonizada por Brad Pitt, Leonardo DiCaprio y Samuel L. Jackson.

Desde el duelo de intelectos entre los protagonistas, Kaguya Shinomiya y Miyuki Shirogane, pasando por las ocurrencias de la secretaria, detective del amor, y cómico profesional Chika Fujiwara, no faltan momentos desternillantes en este anime. Y entre risa y risa, casi sin que te des cuenta, te vas enamorando de los personajes.

Hablando de esto, todos ellos rebosan carisma, y es fácil cogerles cariño (incluso al tesorero Yuu Ishigami, aunque su lema sea «haber* si me muero xd»). La facilidad con la que uno empatiza con los personajes es digna de elogio, y demuestra que Aka Akasaka no es sólo un (o una, quién sabe) gran dibujante, con un estilo único, sino también un estupendo guionista.

En definitiva, por estos, y muchos otros motivos, recomiendo que le des una oportunidad a Kaguya-sama Love is War. Para mi gusto, el anime más divertido de la Temporada de Invierno 2019. Estoy deseando comprar su manga.



Si te ha gustado, te interesará:

 

Sigue a NLsite en redes para que una maid sonría ⬇️

Autor: Kaiki

Novelista y escritor. Amo las buenas historias, el poder de las palabras y las mezclas de géneros. Fundador, webmaster y mil cosas más de NLsite. Apasionado de las novelas ligeras, la literatura, las visual novels, la música, el manga y el anime.

Un comentario en “Kaguya-sama: opinión anime”

  1. Muchos lo llaman el ¨Death Note de romance¨ por la batalla psicológica entre ambos protagonistas, eso y los primeros minutos donde hablan la cruel realidad de las relaciones amorosas fueron lo que me engancharon a ella.

    Lastima que estos elementos poco a poco se irán perdiendo y por lo menos el manga ya se volvió la clásica comedia romántica sosa del montón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.